nombre
 
contraseña Entrar
Registrarse | Olvidó su contraseña
Banco Bibliográfico > EDUCACIÓN PARA LA CIUDADANÍA. > Capitulo 9 : El currículo de educación para la ciudadanía.

La educación para la ciudadanía en el currículo.

CAPITULO 9. El currículo de educación para la ciudadanía.

El autor hace un recorrido por las dificultades que ha tenido la implantación de enseñanzas transversales. “Aprender a vivir en común en un mundo compartido con otros, la EpC viene a recoger mejor que lo que antes hemos llamado, un tanto anglofilamente, “educación en valores”.
La EpC ha de aprovechar todos los espacios educativos de la escuela para lograr sus propósitos y convertirse en un factor de innovación. “La educación cívica debería ser interdisciplinar, participativa, interactiva, relacionada con la vida, conducida en un medio ambiente no autoritario, consciente de los retos de la diversidad en la sociedad, construida con los padres y la comunidad y las organizaciones no gubernamentales”. (Torney-Purta)

Currículo en primaria: En esta etapa, el propósito de la educación es formar hábitos de carácter, entendidos como valores operativos que se manifiestan en las pautas de comportamiento en distintas situaciones, actitudes pro sociales de ayuda, altruismo, compartir con los compañeros y compañeras, coordinar los propios intereses con los de los otros, etc.- Desde esta perspectiva se debe enseñar a los alumnos qué normas son buenas-deseables (aspecto cognitivo), compromiso para adoptarlas (afectivo) y –muy especialmente- actuar de acuerdo con ellas (comportamental) para que generen los correspondientes hábitos. Establecer y vivir las normas, actitudes y valores por procesos dialógicos y deliberativos duplica su valor educativo.
En primaria, de acuerdo con enfoques sociológicos y pedagógicos, además de consolidar hábitos, se acentúa la capacidad de ir construyendo unos criterios propios de acción y juicio, comportamientos responsables, respeto a las creencias y valores de los demás, y a poner su punto de vista en el lugar de los demás. Determinadas estrategias didácticas posibilitan el desarrollo de una perspectiva social (juego de roles, simulación, etc); el conocimiento de los demás (empatía), en otros casos para empezar a tener criterios propios se emplean procesos de autorregulación de la conducta (autodeterminación de objetivos y autoevaluación posterior), enseñanza de habilidades sociales para la competencia social, actividades de clarificación de valores (frases inacabadas, preguntas clarificadoras) para concienciar a los alumnos de los valores que poseen.

Capitulo AnteriorVolver al Indice  


acerca de | nota legal | condiciones de uso | contacto | Optimizada para Internet Explorer 800x600
© Empresas Filosóficas S.L. | joseantoniomarina.net | | Diseño web